Gobernador de Texas niega que boyas naranja sean causantes de dos muertes en el Río Bravo

El gobernador de Texas, Greg Abbott, rechazó que las dos muertes reportadas por el gobierno de México en el Río Bravo fueran ocasionadas por las boyas naranja colocadas entre Eagle Pass y Piedras Negras, en el estado mexicano de Coahuila.

A través de su cuenta en la red social “X”, antes Twitter, el gobernador texano aseguró que el presidente Joe Biden ignora que las muertes por ahogamiento no fueron provocadas por el muro flotante.

“Lo que esta historia no les dice es que le informé a Biden hace casi un año sobre la autoridad constitucional de Texas para asegurar la frontera. También ignora el hecho de que las boyas utilizadas por Texas no provocaron el ahogamiento de los 2 cuerpos. Los hechos importan“, señaló Abbott sin dar mayores detalles sobre las muertes de migrantes.

El pasado 3 de agosto, el presidente de México,Andrés Manuel López Obrador pidió al gobernador de Texas no actuar de forma inhumana ante el hallazgo de los dos cuerpos encontrados en el también llamado Río Grande.

No debería él (Greg Abbott) de actuar así, que es inhumano, que no se trata así a ninguna persona, no debe de tratarse así a nadie, que eso no es de gente buena y que solo siendo buenos podemos ser felices”, señaló López Obrador en su conferencia mañanera de inicios de agosto.

Fue la Secretaría de Relaciones Exteriores de México (SRE) y el Instituto Nacional de Migración (INM) que dieron a conocer el hallazgo de los dos cuerpos en las aguas del Río Bravo; el primero reportado el miércoles 2 de agosto y el segundo la madrugada del jueves 3.

Según las autoridades mexicanas, uno de los dos cuerpos recuperados era de origen hondureño, mientras que hasta el momento se desconoce la identidad de la otra persona.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Entrada siguiente

El caso del agente fronterizo de EE.UU que deportarían por ser indocumentado

mié Ago 9 , 2023
Twitter Facebook Linkedin WhatsApp Un día de abril de 2018, luego de casi dos décadas de impecable servicio, el agente Raúl Rodríguez fue llamado por sus supervisores en una de las sedes de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP, por sus siglas en inglés) en Texas. “Bromeamos un […]

Puede que te guste